Perfectamente hiciste el día de hoy

Porque Tú, por siempremente Tú
tan cercamente estas en mi corazón
tan miamente Tú
amantemente Tú
perfectamente hiciste el día de hoy

Hace medio año, cuando muchas cosas parecían no tener solución, mi querida calabazita sabiamente me dijo que lo que me estaba pasando “solo era una etapa“, no lo entendí, creí que era una de esas cosas que le dices a tus amigos para que se alegren, pero aún así agregué el tema al playlist de momento.

La semana pasada necesitaba escuchar música, tenía mucho tiempo sin abrir ese playlist y lo hice… me puse triste, no por las canciones en sí, sino por mi… es un poco tonto, pero me entristeció ver el hoyo en el que estuve durante tanto tiempo, casi quería llorar, quería correr al pasado y darme un abrazo, quería decirme que todo está bien… quería mostrame a mi yo de hace unos meses una película de todo lo bueno que tiene la vida…

Pero dado que el viaje al pasado no es factible en este momento, me quedé pensando en otra cosa… ¿cuánto de lo que sucedió me ha hecho más conciente ahora de la belleza de la vida?

No hace mucho platicaba con una amiga, le decía que sentía como poco a poco revivía mi amor por la vida, como me sentía en un constante enamoramiento de cosas tan simples, de como redescubrí el sentido de muchas cosas que antes había hecho tan rutinariamente.

Por primera vez en mucho tiempo cuando alguien me dice ¿cómo estas? puedo contestarle con sinceridad. Tal vez no todo es perfecto en la vida, pero ahora todo tiene sentido, lo bueno y lo malo, a veces es necesario perder todo lo que creías seguro, lo que tenías bajo control para entender que es lo que realmente vale la pena en la vida.

Cuando pienso en el amor de ÉL, de la persona que cuidó todo este tiempo de mi, no me queda otra cosa que decir: “gracias”… no hay más, siento que no le puedo agradecer lo suficiente, que haya hecho tan perfecto el día de hoy 🙂